Trucos alimenticios para ganar masa muscular

0

Son muchas las personas que van al gimnasio con la intención de aumentar su masa muscular. Quizás lleves tiempo yendo y, sin embargo, no alcanzas los resultados que esperabas. Para conseguir aumentar la masa muscular, además de una buena rutina de ejercicios, necesitas comer ciertos alimentos.

El truco definitivo para conseguir una mayor masa muscular, además del deporte, lo tienes en la alimentación. Importan tanto la calidad como la cantidad de calorías que consumes. Esta ingesta de calorías debería ser superior a la que se queman.

Normalmente los trucos alimenticios que se utilizan para ganar masa muscular y los trucos para quemar grasa pueden ser bastante parecidos. Principalmente el cambio que puedes encontrar en la dieta es la cantidad de hidratos de carbono que debes consumir.

Debes tener en cuenta que en muchas ocasiones, cuando lo que buscas es aumentar la masa muscular, terminarás cogiendo unos kilos de grasa. Esto es así porque debes asegurar el crecimiento y catabolizar lo mínimo.

Trucos muy recomendados

Existen una serie de trucos o pautas que todos los que quieren aumentar su masa muscular tienen que cumplir. Quizás te parezca que algunos no tienen importancia, pero lo cierto es que todos son necesarios para conseguir un buen resultado y rápido.

  • Consumir proteína es esencial para conseguir un buen desarrollo muscular. Debes consumir, por lo menos, un gramo por cada kilo de peso.  Si vamos a llevar un entrenamiento intenso, se recomienda aumentar la dosis de proteína a dos gramos por kilo.
  • Si realmente quieres aumentar tu músculo, es muy importante que consumas la cantidad adecuada de hidratos de carbono. Lo más recomendable es consumir entre tres y cuatro gramos de hidratos por cada kilo de peso. Con los hidratos, además de recuperar el músculo más rápidamente, te cargas de la energía necesaria para poder realizar un entrenamiento intenso.
  • Es importantísimo comer 5 o 6 veces al día. Debes mantener el nivel de glucosa en buenos niveles. Al estar la glucosa más estable consigues que tus músculos se encuentren bien cargados de energía. Puedes dejar una diferencia de dos o tres horas entre comida y comida.
  • ¿Para desayunar? Avena. Este alimento es realmente rico en proteínas de alto valor biológico, grasas, sodio, potasio, calcio, fósforo… Tiene vitaminas B1, B2, B3, B6 y E. Puedes combinarlo con leche desnatada para mejorar los resultados anabólicos. Además, tiene un auténtico poder saciante y te proporciona la energía necesaria.
  • Las claras de huevo se pueden convertir en tu mejor aliado. Es una gran fuente de proteína de digestión rápida. Son perfectas para consumir antes de un buen entrenamiento.
  • Tomar antioxidantes ayuda considerablemente a la recuperación y crecimiento celular de tus músculos.
  • Beber mucha agua es también imprescindible. Hay mucha gente que piensa que no es necesario pero hay que hacerlo antes, durante y después del entrenamiento. La deshidratación afecta a la capacidad de nuestros músculos para trabajar correctamente ya que éstos se componen en un 60% de agua.
  • Además de alimentos como la avena o el huevo, el pollo, la carne roja, el atún, los frutos secos, el arroz integral, las verduras y los lácteos son alimentos muy buenos para conseguir la hipertrofia.

Si estás considerando la opción de ampliar el tamaño de tus músculos, empieza con una buena rutina alimenticia combinada con los ejercicios necesarios.

Javier Llorente
Amante del fitness y el deporte.

Deja un comentario